poemas por
 Nadia Contreras

 

 

(Ojos cerrados, 1890 – Odilon Redon)

Cerrados los ojos, el mundo aparece:
repentino, derramándose en el tráfico
de las cosas;
saturado y a la vez, vencido.
Afuera (lo único real sobre el lienzo)
la luz es un sol atravesado por el agua;
el fondo,
abundante cielo de arena.

 

 (Joven con pavo real, 1895 – Edmond Aman-Jean)

El pavo real —deslumbramiento a primera
vista— sobresale. La mujer no.
Pareciera su plumaje
de reflejos íntimos.
No obstante, el pavo real
no es pavo real sin la mujer
(el aire del jardín creciéndole las ropas),
contemplándolo.
Se sobreentiende la necesidad de compañía.

 

 (La lectora de novelas, 1853 – Antoine Wiertz)

No pude contenerme.
El deseo no se puede callar a voluntad.
Sin pensarlo dos veces,
(la humedad era asombro de sílabas y acentos),
abrí de par en par el libro de su cuerpo.
He comido de sus más exquisitas palabras.

 

 

Nadia Contreras nació en Quesería, Colima, en 1976. Sus libros más recientes son: Cuando el cielo se derrumbe, El tucán de Virginia, 2007 (Poesía); Presencias, Mantis Editores, 2008 (Poesía) y Pulso de la memoria, Universidad de Colima, 2009 (Ensayo literario).

@ Contactar con la autora: nadiacontrerasavalos[at] gmail.com

Lee varios relatos cortos de esta autora (en Almiar): Persistencia de las cosas íntimas

Ilustración poemas: Fotografía por Pedro M. Martínez ©

 

Mar de poesias logo atardecer carretera

Más poemas en Margen Cero

Revista Almiar – n.º 58 / mayo-junio de 2011MARGEN CERO™ Aviso legal

 

(Total lecturas: 115 ♦ Reciente: 1)